El PCM contra las pruebas externas de la LOMCE 2017

REVÁLIDA LOMCE  3º PRIMARIA 10 Y 11 MAYO  2017
REVÁLIDA LOMCE  6º PRIMARIA 31 MAYO Y 1 JUNIO 2017
REVÁLIDA LOMCE 4º ESO 19 MAYO


Pese al éxito de las movilizaciones educativas de octubre y noviembre de 2016, la Consejería de Educación del PP de Madrid insiste en desoír la voluntad democrática y ha convocado las reválidas de la LOMCE. El Partido Comunista de Madrid rechaza categóricamente estas pruebas externas y llama al boicot activo, junto con el resto de colectivos y organizaciones de la Marea Verde.

Consideramos que estos exámenes externos a los centros educativos son pruebas memorísticas y descontextualizadas. No sirven para aprender y no prueban que se haya aprendido. Son pruebas inútiles que no sirven para diagnosticar problemas, celebradas a final de curso, no permiten ofrecer mejoras.  Son pruebas punitivas y antipedagógicas. No sirven para aprender más y mejor, sino para castigar lo que se supone que no se sabe, haciendo al niñ@ único responsable de “su fracaso”.  El estrés del miedo al examen se impone sobre la curiosidad y la pasión por el conocimiento. Colocan al alumnado en situación de indefensión, ya que no se valora su progreso ni su punto de partida, sino meramente su resultado final, ignorando la diversidad de ritmos de aprendizaje. Los alumn@s son entrenados con el único objetivo de superar unas pruebas muy limitadas, lo que quita un tiempo precioso para recibir una educación integral, crítica, creativa, para convertirse en ciudadan@s autónomos. El profesorado se convierte en mero aplicador de pruebas ajenas, se anula su autonomía pedagógica y se desprecia su profesionalidad.

Van acompañadas de un cuestionario que deben completar las familias y el alumnado, pero no los profesores. La intención de culpar de las dificultades al profesorado es obvia. Así olvidamos que los problemas surgen de los recortes y el abandono de la Escuela Pública todos estos años con la excusa de la crisis.

Este año 2017 el gobierno madrileño del PP  va a despilfarrar del dinero público 645.955€ en las reválidas. Esto supone más del doble de lo destinado a estas pruebas el curso pasado y permitiría, por ejemplo, la contratación de más de 30 profesores para mejorar la calidad educativa. Por no decir que los más de 600.000 euros de coste que tienen irán a empresas privadas mediante un proceso nada transparente.

Con los resultados de las reválidas la Consejería publica un ranking de Centros educativos para crear una falsa competición entre centros, como si fueran empresas en el mercado para arrebatarse mutuamente recursos supuestamente escasos. Los centros educativos no son empresas, son instituciones públicas que deben garantizar el derecho a una educación de la máxima calidad allí donde se encuentren y la administración debe garantizar los recursos necesarios. Y es que, según la LOMCE, se otorgarán recursos a los centros con mejores resultados y se abandonará a su suerte a los que obtengan peores resultados. Así, las familias no seremos las que escojamos el colegio de nuestr@s hij@s, como afirma su propaganda, sino que serán las direcciones las que seleccionen a su alumnado, para evitar tener malos resultados que les ahoguen financieramente.

Por tanto, a partir de estos planteamientos ideológicos neoliberales,  se pretende expulsar cuanto antes a una parte de la población escolar, que ha sido recientemente incluida en el sistema educativo, identificando y preseleccionando desde Primaria al alumnado con dificultades de aprendizaje, lo que tiene mucho que ver con su contexto sociofamiliar, de cara a su selección definitiva en las reválidas de Secundaria.

Por todas estas razones, el PCM llama al boicot activo a estas pruebas. La no asistencia a clase el día de las pruebas no supone el menor inconveniente en el expediente del alumn@, pues estos exámenes no tienen efectos académicos. No realizarlos no tiene consecuencias negativas de cara a la promoción y titulación, pero realizarlos, puede representar un perjuicio para éstas si finalmente justificaran la repetición de curso, tal como afirma la LOMCE aún en vigor. Igualmente recomendamos que no se completen los cuestionarios para las familias, ya que serán manejados por la empresa adjudicataria. Además, invitamos al profesorado a que secunde los paros convocados y se niegue a aplicar y corregir estas pruebas externas, en defensa de la dignidad de su trabajo, como docente perfectamente capacitado para la innovación pedagógica y la evaluación continua de su alumnado.

Finalmente, estas reválidas son una pieza angular de la LOMCE, aprobada sólo con los votos del PP y rechazada en el Parlamento español por el resto de las fuerzas democráticas. La Marea Verde se viene movilizando en las calles, en las aulas y ante las administraciones y lo seguirá haciendo hasta conseguir que nuestra educación sea un espacio de integración.

El Partido Comunista de Madrid, junto a la Marea Verde, colectivos y organizaciones representantes de la comunidad educativa, luchamos para lograr con la movilización social la inmediata suspensión de las reválidas de Primaria y Secundaria junto con la definitiva derogación de la LOMCE, la reversión de los recortes y las privatizaciones y la apertura de un verdadero debate social, con protagonismo de la comunidad educativa, para alcanzar un acuerdo por una nueva ley educativa que garantice el pleno derecho a la educación en España.